La normativa aplicable en España en relación con el juego se contiene en diversos cuerpos legislativos (leyes, reales decretos, órdenes ministeriales…). Por su importancia, entre la normativa en vigor cabe mencionar:

  • Ley 13/2011, de 27 de mayo, de Regulación del Juego (en adelante, LRJ).
  • Reales decretos (entre otros, por su importancia):
    • Real Decreto 1613/2011, de 14 de noviembre, por el que se desarrolla la Ley 13/2011, de 27 de mayo, de regulación del juego, en lo relativo a los requisitos técnicos de las actividades de juego.
    • Real Decreto 1614/2011, de 14 de noviembre, por el que se desarrolla la Ley 13/2011, de 27 de mayo, de regulación del juego, en lo relativo a las licencias, autorizaciones y registros del juego.
  • Órdenes Ministeriales
    • Convocatoria de Licencias Generales
    • Reglamentación básica de distintos tipos de juego
    • Entidades certificadoras
    • Impuesto sobre actividades del juego
  • Resoluciones de la Dirección General de Ordenación del Juego.

En este artículo se hará referencia a la Ley de Regulación del Juego y específicamente a su ámbito de aplicación, prohibiciones objetivas y subjetivas, sistema de licencias, requisitos de los operadores y juego ilegal.

 

ÁMBITO DE APLICACIÓN

Se incluyen en el ámbito de aplicación de esta Ley las siguientes actividades de juego cuando la actividad desarrollada tenga ámbito estatal:

  1. Loterías y apuestas (y otras cualesquiera, en las que se arriesguen cantidades de dinero u objetos económicamente evaluables en cualquier forma, sobre resultados futuros e inciertos, y que permitan su transferencia entre los participantes).
  2. Rifas y concursos, siempre que haya una contraprestación económica.
  3. Juegos de carácter ocasional, que se diferencian del resto de los juegos previstos en los apartados anteriores por su carácter esporádico.
  4. Actividades de juego transfronterizas, esto es, las realizadas por las personas físicas o jurídicas radicadas fuera de España que organicen u ofrezcan actividades de juegos a residentes en España.
  • Se incluyen asimismo en el ámbito de aplicación de esta Ley las actividades de publicidad, promoción y patrocinio relativas a las actividades de juego relacionadas en el presente apartado.

Quedan excluidos del ámbito de aplicación de esta Ley (en el ámbito estatal) los juegos o competiciones de puro ocio, pasatiempo o recreo y las combinaciones aleatorias con fines publicitarios o promocionales. Por tanto, los sorteos promocionales no están sometidos al régimen general de esta Ley, la cual únicamente establece su régimen fiscal, señalando que se le debe aplicar el tipo impositivo del 10%, siendo la base imponible el valor de mercado de los premios concedidos.

 

PROHIBICIONES OBJETIVAS

Queda prohibida toda actividad relacionada con la organización, explotación y desarrollo de los juegos objeto de esta Ley que, por su naturaleza o por razón del objeto sobre el que versen:

  • Atenten contra la dignidad de las personas, el derecho al honor, a la intimidad personal y familiar y a la propia imagen, contra los derechos de la juventud y de la infancia o contra cualquier derecho o libertad reconocido constitucionalmente.
  • Se fundamenten en la comisión de delitos, faltas o infracciones administrativas.

Recaigan sobre eventos prohibidos por la legislación vigente.

 

PROHIBICIONES SUBJETIVAS

Se prohíbe la participación en los juegos objeto de esta Ley a:

  • Menores de edad e incapacitados.
  • Personas que voluntariamente hubieren solicitado que les sea prohibido el acceso al juego o que lo tengan prohibido por resolución judicial firme.
  • Personal del operador de juego
  • Personal que participe en el acontecimiento o actividad deportiva sobre la que se realiza la apuesta.
  • Directivos de las entidades deportivas participantes u organizadoras respecto del acontecimiento o actividad deportiva sobre la que se realiza la apuesta.
  • Jueces o árbitros que ejerzan sus funciones en el acontecimiento o actividad deportiva sobre la que se realiza la apuesta
  • Personal de la Comisión Nacional del Juego
  • Cualesquiera otras personas que una norma pueda establecer

 

REQUISITOS QUE DEBEN CUMPLIR LOS OPERADORES

  • Tener nacionalidad española o de un país perteneciente al Espacio Económico Europeo y que tengan al menos un representante permanente en España.
  • Ser personas jurídicas con la forma de sociedades anónimas que tengan como único objeto social la organización, comercialización y explotación de juegos.
  • Acreditar solvencia técnica, económica y financiera.
  • Disponer de material, software, equipos, sistemas y terminales homologados por la Dirección General de Ordenación del Juego.
  • Disponer de una Unidad Central de Juegos que permita:
    • Registrar todas las actuaciones u operaciones realizadas desde los equipos y usuarios conectados a la misma.
    • Garantizar el correcto funcionamiento de las actividades del juego.
    • Comprobar en todo momento, si fuera necesario, las operaciones realizadas, los participantes en las mismas y sus resultados, si la naturaleza del juego así lo permite, así como reconstruir de manera fiable todas las actuaciones u operaciones realizadas a través de ella.

 

LICENCIAS

El ejercicio de las actividades no reservadas que son objeto de esta Ley queda sometido a la previa obtención del correspondiente título habilitante. De conformidad con esta Ley son títulos habilitantes las licencias y autorizaciones de actividades de juego.

Otorgamiento de licencias:

  • Licencias generales. Los interesados en desarrollar actividades de juego no ocasional deberán obtener, con carácter previo al desarrollo de cualquier tipo de juego, una licencia de carácter general por cada modalidad de juego definida en el artículo 3, letras c), d), e) y f) de esta Ley, en función del tipo de juego que pretendan comercializar.
  • Licencias singulares (para cada tipo de juego). La explotación de cada uno de los tipos de juego incluidos en el ámbito de cada licencia general requerirá el otorgamiento de una licencia singular de explotación.
  • Autorizaciones para la celebración de juegos con carácter ocasional. La celebración de cualesquiera actividades de juego objeto de esta Ley que tenga carácter ocasional o esporádico queda sometida a autorización previa, conforme al procedimiento que se determine reglamentariamente.

Corresponde a la Dirección General de Ordenación del Juego el otorgamiento de las licencias o autorizaciones.

 

JUEGO ILEGAL

Ofrecer actividades de juego en España sin disponer del correspondiente título habilitante puede conllevar la comisión de infracciones que pueden originar una infracción muy grave, que puede verse sancionada con hasta 50 millones de euros, inhabilitación para la realización de actividades de juego por un período máximo de hasta cuatro años o la clausura de los medios por los que se presten servicios de la sociedad de la información con independencia de las medidas cautelares que puedan adoptarse.

Cabe destacar a este respecto que solo los operadores con un dominio “.es” son legales en España. En caso de desarrollar y comercializar juegos en web que no sean “.es”, se considerará una infracción muy grave (artículo 39,i). Ello puede verse sancionados con multa de hasta 50 millones de euros, además de la pérdida del título habilitante, la inhabilitación para la realización del juego conforme a la LRJ. Por tanto, las páginas bajo otro dominio que no sea el “.es” son ilegales en España.

Y en relación al acceso al “.es”, hay que subrayar dos cuestiones:

  • Redirección automática al “.es” si el jugador se encuentra en España
  • Desde España no se puede entrar en ninguna sala de apuestas que no tenga licencia y esté regulada en España.

 

Por Enrique Nieto Manibardo, Socio- Fundador de Nivolap Abogacia Digital y Legaltech y Abogado especialista en Derecho Informático.